Saltar al contenido

Curiosidades sobre “Juego de Gemelas”

Subite a nuestro Delorean: es momento de dar un paseo por la nostalgia.

Curiosidades sobre Juego de Gemelas

Como uno de los mayores clásicos de Disney, esta película de 1998 coescrita y dirigida por Nancy Meyers tiene un lugar especial en el corazón de sus fanáticos (y en su inconsciencia también, dado que el 90% puede recitar sus diálogos de memoria). Entre las incógnitas del dulce e inocente pasado americano, hay un gran desafío: descubrir si Linsday Lohan realmente tenía una hermana idéntica a ella o no. Pero, ese no es el único misterio que se esconde detrás de esta producción.

Continuá con la lectura y enterate de más datos interesantes sobre la inolvidable comedia familiar.

Trabajo doble

He aquí el detrás de la magia: para que Lohan interpretara tanto a Hallie como a Annie, cada escena se filmó dos veces. Primero con una suplente, y luego, volvían a montar la secuencia para que diera vida a la otra gemela.

Otras posibilidades

Más de 1500 artistas se presentaron a la audición para el papel de las gemelas. En aquel entonces, Myers aseguró que estaba buscando a “una pequeña Diane Keaton”. Las famosas consideradas fueron Scarlett Johansson, Mara Wilson, Michelle Trachtenberg y Jenna Malone, quien rechazó la propuesta numerosas veces.

La familia completa

Michael Junior Lohan apareció en “Juego de Gemelas” como el niño perdido que termina en el campamento de verano de las niñas. Además, cuando Hallie llega a Londres y se encuentra con Martin en el aeropuerto, también se puede ver a su madre y al resto de sus hermanos.

Como dato ocasional: los hermanos de Lindsay aparecen regularmente como extras en sus películas.

Detalles

Las gemelas de esta versión del filme de 1961 llevan el nombre de las hijas de la directora Nancy Meyers y el productor Charles Shyer, Annie Meyers-Shyer y Hallie Meyers-Shyer, quienes tienen pequeños cameos en la cinta. 

Escenas eliminadas

Entre las secuencias que no quedaron en el corte final, podemos encontrar una toma en la que Hallie se encuentra con la Reina Isabel II saliendo del Palacio de Buckingham en un automóvil y otra más, donde la familia decide si vivirán juntos en Londres o en California.